Trastorno de auto-lesión (SID) se refiere al dolor o lesión intencional y compulsivamente infringido el propio cuerpo sin la intención de cometer suicidio. Generalmente se presenta cuando una persona está tratando de lidiar con el estrés emocional.